Plaza de Cuba; 3 - Acc. 41011 Sevilla

Diez consejos a seguir si sufre un accidente laboral

Band Aid

Si es usted trabajador y sufre un accidente laboral, debe saber que este accidente supone toda clase de implicaciones laborales, de seguridad social, administrativas, e incluso penales y civiles, que debe tener en cuenta. Estas implicaciones son aún más relevantes, si del accidente puede derivarse un proceso posterior de baja médica, o cree que pueden quedarle secuelas.

Para ello hemos elaborado estos consejos, que debería tener en cuenta si, desgraciadamente, sufre este accidente:

1.- Acuda en primer lugar a la Mutua. Es importante acudir siempre en primer lugar, de forma inmediata, a los Servicios Médicos de la Mutua con la que su empresa tiene concertada la cobertura en caso de accidente laboral. De lo contrario puede encontrase posteriormente con problemas, ya que es habitual que las Mutuas nieguen esa cobertura, si usted acude a sus servicios, varios días después de sufrir el accidente. Dirán que se ha podido lesionar fuera del trabajo. Por ello no se quede en casa el fin de semana esperando «a ver si se le pasa»; vaya cuanto antes a la Mutua.

2.- Pida copia de todos los informes médicos. Acuda donde acuda, pida copia de los informes médicos sobre la atención que recibe. Tanto si esa asistencia es en la Mutua, como en los Servicios Públicos de Salud, usted tiene derecho a exigirlos.

3.- No se fíe de lo que Mutua quiera hacer con usted. Los servicios médicos de la Mutua no son neutrales, e intentarán recortar su periodo de baja lo máximo posible y, si es posible, que su caso no acabe en una invalidez permanente. Sobre todo tenga cuidado si la baja es prolongada, y nos acercamos a la frontera de los doce meses. Puede encontrarse con desagradables sorpresas.

4.- Reclame a tiempo si la Mutua le da el alta. Si la Mutua le da el alta y usted no está en condiciones de trabajar, recuerde que el plazo para reclamar es de cuatro días naturales (ojo, contando los festivos y domingos). Presente su disconformidad de inmediato en su Oficina de la Seguridad Social, a través del impreso correspondiente.

5.- Verifique si se han respetado las medidas de seguridad en su empresa. Si el accidente laboral ha ocurrido aún habiéndose respetado las medidas de seguridad, y usted no tiene problemas con le empresa, no denuncie por denunciar: las consecuencias de una visita de la Inspección de Trabajo a su empresa pueden ser imprevisibles.

6.- Si ha habido falta de medidas de seguridad, denúncielo a la Inspección de Trabajo. En teoría la Inspección debe investigar cualquier accidente laboral, ya que que las empresas están obligadas a comunicarlos a través de la Declaración Electrónica de Accidentes de Trabajo. Pero en la práctica puede que, por sobrecarga de trabajo, no lo investiguen o no lo hagan a tiempo. Su denuncia hará que todo vaya más rápido y, si hay infracción, pueden desencadenarse otras consecuencias en el ámbito penal (delito contra los derechos de los trabajadores y lesiones, con la consiguiente responsabilidad civil), seguridad social (recargo por falta de medidas de seguridad, que puede incrementar su prestación) y administrativo (sanción a la empresa). Recuerde que las Fiscalías de todo el territorio nacional, tienen instrucciones expresas de actuar en todo los casos de accidentes con falta de medidas de seguridad.

7.- Revise los seguros de su empresa y su convenio colectivo.  Dependiendo de las consecuencias del accidente, puede ser que tenga derecho a percibir las cantidades establecidas en el convenio colectivo para la incapacidad temporal o la invalidez por accidente, o si ha habido falta de medidas de seguridad, las que puedan generarse con cargo al seguro de responsabilidad civil.

8.- Reclame. Si recibe alguna citación judicial a consecuencia de su parte de lesiones o de la actuación propia Inspección de Trabajo, habrá de manifestar si reclama o no por los daños sufridos. Indique que sí. Si la Inspección de Trabajo le llama, cuente la verdad, pero tenga en cuenta que si el accidente se ha debido a una imprudencia temeraria por su parte, no tendrá derecho a recibir indemnización alguna.

9.- Ármese de paciencia. Parecerá una tontería, pero en muchas ocasiones, el proceso que genera un accidente laboral, en el ámbito de la seguridad social y en materia penal y de responsabilidad civil de la empresa, es una carrera de fondo que durará años, y en la que tendrá que cubrir muchos frentes.

10.- Acuda a su Abogado. Este consejo tendríamos que haberlo puesto en primer lugar. Si el accidente tiene una cierta entidad y está decidido a denunciar, contacte con un profesional, ya que son muchos documentos y acciones que hay que coordinar y de las que estar atento para conseguir un resultado acorde a lo usted estima justo.