Plaza de Cuba; 3 - Acc. 41011 Sevilla

Real Decreto-ley 23/2012, de prórroga del subsidio por desempleo

Consejo de gobierno ha aprobado, mediante el Real Decreto-ley 23/2012, prorrogar el Programa de Recualificación Profesional de las personas que agoten su prestación por desempleo.

Dicho programa se basa en el seguimiento de un itinerario de formación para ampliar las posibilidades de encontrar empleo, complementado por un subsidio económico de ayuda a las personas que cumplan con las obligaciones establecidas en el itinerario.

Esta nueva prórroga del Programa es muy parecida a las anteriores, si bien presenta algunas diferencias en los requisitos de acceso al mismo y en la prestación económica dada a quienes formen parte del mismo.
Como nuevas condiciones para el acceso al programa, destacan:

– Las responsabilidades familiares como requisito para convertirse en beneficiario.

– La carencia de otro tipo de rentas que superen el 75% del Salario Mínimo Interprofesional, excluida la parte proporcional de pagas extraordinarias.

– Formar unidad familiar, con padres, cónyuges o hijos menores de 26 años, o con discapacidad superior al 33%, y no superar el 75% del Salario Mínimo Interprofesional per cápita, contando todos los ingresos de los integrantes de la unidad y dividendo entre tantos miembros como la unidad tenga.

El Salario Mínimo Interprofesional para 2012 es de 641,40 € mensuales, por lo que la cantidad máxima para ser beneficiario del programa es de 481,05 €.

Otras de las novedades de la prórroga del Plan Prepara es la modificación de la cuantía del subsidio por desempleo.
La cuantía se incrementa al 75% del Indicador de Renta de Efectos Múltiples (IPREM), salvo personas que tengan a cargo, al menos, a tres miembros de la unidad familiar, quienes tendrán derecho a una ayuda del 85 del IRPEM.

Siendo el IPREM fijado para 2012 de 532,51 €, las cuantías anteriores serán de de 399 € para el primer caso y 452 € para el segundo.
Otras novedades de esta prórroga radican en le endurecimiento del control sobre los perceptores del subsidio, o la necesidad de demostrar la búsqueda de empleo.

Posts Relacionados